Revisión trimestral obligatoria

Un extintor es una aparato que contiene un agente extintor que puede proyectarse y dirigirse sobre un fuego por la acción de una presión interna generada mediante una compresión previa permanente o por la liberación de un gas auxiliar en el momento de la utilización y que deben pasar una revisión trimestral obligatoria.

Los extintores son muy útiles para controlar un incendio si este se detecta en sus inicios. Sin embargo, estos aparatos necesitan ser revisados con cierta periodicidad por ser aparatos a presión. Solo así se puede garantizar su efectividad y su seguridad en el caso de ser necesaria su utilización.

Cuestiones previas

La normativa que regula el mantenimiento de los equipos contra incendios es la UNE 23120, Revisión de la norma UNE: Mantenimiento de Extintores de Incendios, de 2009

Es importante tener en cuenta que la vida útil de un extintor es de 20 años, tal y como indica la citada normativa. Pasado este periodo, es necesario sustituir el extintor por uno nuevo que cumpla con la normativa vigente en el momento de la sustitución, incluso aunque no haya sido usado y se encuentre en perfectas condiciones. Dicha vida útil puede reducirse si durante las operaciones de mantenimiento periódicas se producen circunstancias que aconsejen su retirada.
Mantenimiento obligatorio de extintores
Durante esos veinte años de vida útil, los extintores deben seguir una serie de revisiones y ser sometidos a diversas labores de mantenimiento, algunas de las cuales deben ser realizadas por empresas debidamente autorizadas.

Las labores de mantenimiento de extintores deben ser realizados por una empresa autorizada una vez al año. Además, hay que hacer otra revisión más cada cinco años. Por otra parte, el titular de la instalación debe realizar cada tres meses una revisión. Esta revisión trimestral obligatoria puede ser remitida a una empresa mantenedora oficial que se ocupe no solo de las labores de verificación y mantenimiento, sino también de la documentación obligatoria.

Mantenimiento trimestral

Como máximo cada tres meses el titular de la instalación debe verificar si los extintores y los botellines de gas están situado adecuadamente y en aparente estado de funcionamiento. Esta verificación puede hacerla personal de la empresa o contratar a una entidad mantenedora registrada. Si se considera necesario, esta revisión puede realizarse antes de cumplidos los tres meses de la revisión anterior.

Según detalla la norma, en la revisión trimestral hay que verificar lo siguiente:

1. Que cada extintor está en el lugar que tiene asignado.
2. Que el extintor sea el adecuado al riesgo a proteger.
3. Que los extintores no tienen obstruido el acceso, son visibles o están señalizados y con las instrucciones de manejo situadas en la parte delantera.
4. Que las instrucciones de manejo sean claramente legibles.
5. Que no presenten muestras aparentes de daños.
6. Que en los extintores con indicador este de presión se encuentre en la zona de operación.
7. Que el estado externo de las partes mecánicas sea el adecuado (boquillas, válvula, manguera, etc.).
8. Que no estén rotos o falten los precintos o los tapones indicadores de uso.
9. Que no hayan sido descargados total o parcialmente.

Cuando se encuentren deficiencias y haya que someter al extintor a una reparación en el taller de la entidad mantenedora registrada, está deberá realizar las operaciones necesarias para restituirlo a las condiciones de funcionamiento o sustituirlo por otro que cumpla la normativa.

Una vez realizadas las labores de mantenimiento trimestral es obligatorio dejar constancia de ello, indicando la razón social y la fecha de la revisión, con un sistema indeleble previsto a tal efecto.

Además, el responsable de realizar el mantenimiento deberá conservar, durante al menos tres años, la documentación justificativa actualizada de las operaciones de mantenimiento que realice, incluyendo las fechas de ejecución, resultados e incidencias, elementos sustituidos y todo lo que se considere necesario para conocer el estado de operatividad del extintor.

En el caso de que el mantenimiento haya sido realizado por una entidad mantenedora registrada, esta deberá expedirle un certificado del mantenimiento realizado en el que consten las piezas o componentes sustituidos y todas las observaciones relevantes. En dicha documentación, cada extintor tendrá una identificación que coincidirá con la de su registro o acta de mantenimiento.

Si quiere remitir la revisión trimestral obligatoria de los extintores a una empresa certificada no dude en contactar con Grupo Prointex.

2018-10-25T09:44:41+00:00